Actualidad

Omega-3, enfermedades crónicas e inflamación en los adolescentes obesos

  • 10/11/2013

La obesidad es un importante factor de riesgo para el desarrollo de varias enfermedades crónicas: hipertensión, cáncer, asma y síndrome metabólico. La inflamación sistémica de bajo grado crónica es característica de la obesidad y puede explicar el vínculo entre esta y la enfermedad crónica, particularmente el aumento en la incidencia, prevalencia y gravedad del asma en los individuos obesos. Hay evidencia de la infiltración de células inmunitarias e inflamatorias en el tejido adiposo, lo que produce inflamación sistémica (y la consiguiente lesión de órganos).

Los niños y adolescentes obesos se enfrentan a la discriminación y estigmatización, lo que a menudo conduce a la insatisfacción con el propio cuerpo, a baja autoestima y a depresión. En comparación con los adolescentes de peso normal, los adolescentes obesos tienen concentraciones séricas de omega-3 bajas, y actividad antiinflamatoria y disfunción endotelial elevadas. En un estudio cruzado y doble ciego un grupo de adolescentes obesos recibió diariamente cápsulas con 1,2 g de omega-3 o placebo durante 3 meses (dos periodos de 3 meses con un periodo de 6 semanas sin tratamiento entre el final del primer periodo y el inicio del segundo, para permitir que todo el omega-3 administrado fuese eliminado del cuerpo). La suplementación diaria con omega-3 incrementó la concentración sérica de omega-3, mejoró la función vascular y disminuyó el grado de inflamación (mejoró la hiperemia reactiva, y disminuyó los niveles de linfocitos, monocitos, factor de necrosis tumoral alfa [TNF-α], interleucina 6 [IL-6] e interleucina 1β[IL-1β]; p<0,01).

Publicado en Periyalil HA, Gibson PG, Wood LG. Immunometabolism in obese asthmatics: are we there yet? Nutrients. 2013 Sep 10;5(9):3506-3530.

CATEGORÍAS

ARCHIVO